Avalan reforma sobre “paridad de género”, en el Congreso local

 

Presidió Karla Fiesco Tercer Periodo Extraordinario

Como integrante del Constituyente Permanente, la 60 Legislatura del Estado de México aprobó por unanimidad la minuta de reforma constitucional en materia de paridad de género enviada por la Cámara de Senadores del Congreso de la Unión, cuyo fin es que el 50 por ciento de los cargos públicos en los tres órdenes de gobierno sean ocupados por mujeres.

Lo anterior, aplicará para los tres poderes del Estado: Ejecutivo, Legislativo y Judicial; en los tres órdenes de gobierno: federal, estatal y municipal, así como en los órganos constitucionales autónomos.

En sesión del Tercer Periodo Extraordinario, presidido por la diputada izcallense Karla Leticia Fiesco García, los legisladores aprobaron la minuta con proyecto de decreto para reformar los artículos 2, 4, 35, 41, 52, 53, 56, 94 y 115 de la Constitución Política del país en materia de paridad de género.

Al declarar la apertura del Tercer Periodo de Sesiones Extraordinarias, la diputada Karla Fiesco sostuvo que debido a la situación que se vive en el país y la entidad “la paridad de género es un imperativo que debe tener soporte constitucional, no sólo en materia electoral, sino en distintos ámbitos de la vida pública en los que deben darse condiciones de igualdad en el goce y ejercicio de derechos y de no discriminación entre hombres y mujeres”.

Elegida por el Pleno para presidir este periodo, la legisladora del PAN señaló que fue convocado para tratar la reforma a la Constitución Política del país en materia de paridad de género, “tema que ha sido parte de nuestra agenda y de nuestra esencia, porque esta sexagésima Legislatura es la de la paridad de género en la que 37 diputadas y 38 diputados actuamos en igualdad y libertad, representando a los mexiquenses para mejorar sus leyes, sus condiciones de vida y sus instituciones”.

Señaló que con su aprobación se concreta un momento histórico trascendente “que hace realidad uno de los propósitos más importantes y sensibles para el bienestar de la mujer mexicana: que esa realidad constitucional sea efectiva y que nuestra voluntad sea fuerte para aplicarla en cada acción y en cada decisión”.

En este marco recordó que “desde que iniciamos nuestro mandato, las diputadas y los diputados de esta sexagésima Legislatura nos hemos empeñado en materializar el principio de paridad de género y favorecer su permanencia y eficacia”.

En su oportunidad, siguió, “la declaramos la Legislatura de la paridad de género y afirmamos que en este órgano colegiado se encuentran debidamente representadas las mujeres del Estado de México y su voluntad, por ello, su sentir y sus anhelos tienen la mayor cabida y expresión en la historia parlamentaria de nuestra entidad, elemento que resalta y significa a la propia representación popular, pero sobre todo, será decisivo en las resoluciones que construiremos y sumaremos en favor de mujeres y hombres de esta entidad federativa”.

Añadió que los legisladores y las legisladoras mexiquenses aprobaron que la paridad de género se refleje en la asignación de las presidencias de las comisiones y de los comités legislativos, así como en las comisiones de los Ayuntamientos, mediante la modificación de la Ley Orgánica del Poder Legislativo y de la Ley Orgánica Municipal, con lo que se le dará fijeza y supondrá una garantía para el empoderamiento femenino y el trato igualitario entre mujeres y hombres, en el cumplimiento de estas funciones públicas.

Adelantó el apoyo del Congreso a la elevación a rango constitucional de este principio y su establecimiento en el ámbito electoral y en el nombramiento de titulares de las secretarías de despecho del Poder Ejecutivo federal y sus equivalentes en las entidades federativas, así como en la integración de organismos autónomos, del Congreso de la Unión, de la Suprema Corte de Justicia, de los Ayuntamientos y de los representantes indígenas ante éstos.

Precisó que una vez aprobada de manera definitiva, corresponderá hacer las adecuaciones normativas correspondientes al Congreso federal, en primer instancia, y a las Legislaturas de las entidades federativas en su oportunidad, y este principio será aplicable a quienes tomen posesión de su cargo a partir del proceso electoral federal o local siguiente a la entrada en vigor del decreto.

Previamente, la congresista saludó de manera especial a las representantes del colectivo 50+1, promotor de la iniciativa.

P5-F1 web

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *